Hacer el descenso del Sella

Hacer el descenso del sella

Hacer el descenso del Sella es una aventura bien interesante que obliga a los participantes a prepararse con anterioridad en la práctica del piragüismo. Este descenso sobre el río Sella se celebra en agosto y se realiza el primer sábado posterior al día 2. Es un recorrido que se efectúa de 15 metros a lo largo del río Sella. La Federación Española de Piragüismo es la encargada de supervisar y vigilar el perfecto desarrollo de este deporte que refleja la actividad deportiva más importante del principado de Asturias. Su realización está caracterizada bajo el nombramiento de Fiesta de Interés Turístico Internacional.

El desarrollo de esta competencia se realiza a través de la actividad deportiva denominada piragüismo

Encontramos en el descenso del Río Sella una actividad muy popular en Asturias. La misma se desarrolla de manera habitual todos los años. Los participantes pueden ser extranjeros o españoles siempre y cuando posean la licencia para competir activa con un mínimo de antelación de 60 días. Los participantes y sus embarcaciones deben estar fuera del agua para proceder a comenzar la competencia. Hacer el descenso del Sella requiere gran habilidad y destreza porque es una competencia que exige una gran disciplina para obtener el triunfo. La salida para el descenso está pautada para que se haga a las 12 en punto. Cada embarcación mantiene las palas atrapadas dentro de una estructura metálica y estas son liberadas en el momento de comenzar la competencia.

Esta se inicia cuando un semáforo colocado para marcar el tiempo cambia sus luces de rojo a verde como señal primordial que se inicia la acción. Miles de personas se reúnen en los alrededores del río sella para ver el desarrollo de esta tradicional competencia que requiere de un gran entrenamiento previo. Hacer el descenso de Sella se realiza sobre el puente Ribadesella siendo el sitio donde se pauta la llegada de estos participantes deseosos de vivir esta aventura. Una característica de la competencia es que se realiza un cierre de control 20 minutos luego de la llegada de la primera embarcación. Según sea la categoría y la clase de la misma. Dionisio de La Huerta fue el fundador del descenso del Sella en 1931. Esta competencia se inicia con versos pertenecientes a este insigne y valeroso piragüita quien logró surcar con éxito las aguas del río Sella y convertir esta actividad en una de las fiestas más reconocidas del principado de Asturias.